Centro de publicaciones

pic
pic
pic

Publicación semanal El Periódico

Publicaciones anteriores

 

Foro Económico Mundial

Apuesta por educación.

Esta semana se llevó a cabo en Panamá el Foro Económico Mundial sobre América Latina, el cual convocó a líderes de diversos sectores de más de 50 países para dialogar sobre nuestros retos y oportunidades. Además de abordar la importancia de la diversificación de las economías, la modernización de la infraestructura, el aumento de la productividad y la innovación, se resaltó el potencial que aportan a la región su riqueza natural y el capital humano con que cuenta. Entre otras cosas, el Foro concluyó que es urgente contar con una mejor educación para superar la pobreza. Latinoamérica debe apostar por la educación y el comercio para lograr un desarrollo económico sostenible. Bajo el lema, “Abriendo caminos para el progreso compartido”, en el encuentro se cuestionó qué estrategias deben asumir las naciones en la búsqueda de un crecimiento inclusivo, cuyos beneficios alcancen a todos sus pobladores. Aunque durante el panel inaugural el presidente Pérez Molina comentó el potencial de nuestras naciones para las inversiones extranjeras, así como mencionó los esfuerzos realizados en el combate al narcotráfico y la inseguridad, me llamó particularmente la atención el mensaje de Laura Chinchilla, centrado en el valor de alcanzar un desarrollo balanceado. Ella insistió en la importancia que ha tenido para el crecimiento económico de Costa Rica el fortalecimiento institucional, la promoción del desarrollo humano, la sostenibilidad ambiental y su integración al mundo. Según la mandataria, dicho país no compite mediante el ofrecimiento de mano de obra barata ni favoreciendo la explotación indebida del ambiente. Uno de sus pilares más sólidos es un fuerte sistema educativo, que ha trascendido el acceso universal, para concentrarse en programas de calidad, centrados en el desarrollo del pensamiento crítico, la formación tecnológica y el aprendizaje de la matemática y la ciencia. Es ahí cuando uno dimensiona cómo una buena educación hace la diferencia.

El martes pasado terminó la prolongada espera de la ministra de Educación para iniciar la interpelación solicitada por el partido Lider. Ojalá que este proceso conduzca a que los diputados comprendan mejor los grandes retos de la educación nacional y que, considerando la próxima elaboración del anteproyecto de presupuesto para el 2015, sus bancadas logren consensos a favor de la educación nacional, no solo para desentrampar las trabas que dificultan la ejecución de los diversos programas, sino para privilegiar la inversión educativa y dar a este sector el lugar que le corresponde. Solo así se propiciará un crecimiento económico con equidad, que brinde mayor bienestar a todos los guatemaltecos y nos permita ser más competitivos.

Roberto Moreno Godoy