Universidad del Valle de Guatemala
18 avenida 11-95 zona 15
Vista Hermosa III
Guatemala, Guatemala. 01015

PBX: (502)(502) 2507-1500

Consulte los números directos »

Correo electrónico: info@uvg.edu.gt

¿Sugerencias?






Columna de opinión publicada en ElPeriódico


“Una alternativa para los papás”

Cómo propiciar una enseñanza eficaz.

Tomé el microbús desde Laramie en la fría madrugada de octubre. En una de las últimas paradas subió atropelladamente una mujer de mediana edad, quien por poco pierde el transporte. Solo quedaban un par de asientos libres y se sentó a mi lado. Cuando logró calmarse y recobrar el aliento, me saludó. La conversación nos condujo a temas cajoneros. Con honestidad, la plática era un tanto forzada. Pensé que la oscuridad de la mañana y el gélido clima acabarían por congelar la charla y dejarnos dormir el resto del trayecto. Sin embargo, apenas mencioné que mi profesión era la educación una luz especial brilló en sus ojos. Comentó la dificultad que ella y su esposo habían enfrentado durante la formación de sus tres hijos. La mayor experimentó cambios bruscos de temperamento desde una temprana edad, mostrándose irascible en ciertos momentos, para dar paso a episodios de depresión o de energía desbordada. Ellos no sabían cómo enfrentar estos trastornos, pero tampoco encontraron respaldo en la escuela para ayudar a su pequeña. La segunda hija operaba con normalidad y fluyó con la corriente. El menor, un pequeño que podía leer a los tres años y que mostraba un talento extraordinario para los números, muy pronto aprendió lo que los maestros ponían a su alcance hasta topar el mundo, para convertirse en el permanente auxiliar del docente.

 

El sistema no había logrado brindar a su familia el servicio que esperaba. Ella supo que no debía conformarse y decidió hacer algo para que otros menores tuvieran mejores oportunidades. Así, se encontró por casualidad con un grupo local que impulsaba la creación de una escuela “Charter”. Estos centros educativos son administrados por los padres de familia y miembros de la comunidad, reciben una subvención del Estado para funcionar, cuentan con un proyecto educativo propio y persiguen adecuarse de mejor manera a las necesidades e intereses de la población que atienden. Ella se ha convertido en una ferviente defensora de aquellos modelos educativos que dan a los padres de familia la oportunidad de escoger la enseñanza que recibirán sus hijos y de controlar su calidad. Debo confesar que aprendí del afán y visión de la compañera de viaje. La plática terminó siendo una buena forma de comenzar el día. En Guatemala no podemos claudicar. Debemos seguir impulsando la participación comprometida y decidida de los padres de familia en la escuela. La resignación no es una salida eficaz.

 

Roberto Moreno Godoy