Universidad del Valle de Guatemala
18 avenida 11-95 zona 15
Vista Hermosa III
Guatemala, Guatemala. 01015

PBX: (502)(502) 2507-1500

Consulte los números directos »

Correo electrónico: info@uvg.edu.gt

¿Sugerencias?






Columna de opinión publicada en ElPeriódico


Comunidades de Aprendizaje

Una alternativa para la educación nacional.

Vemos con desasosiego la débil educación que nuestros niños y jóvenes están recibiendo. A pesar del esfuerzo que muchos centros educativos públicos y privados, asociaciones y organizaciones nacionales e internacionales hacen por mejorar el nivel educativo en nuestro país, aún no logran conseguirlo. Necesitamos instituciones renovadas, eficientes e innovadoras, capaces de preparar a nuestros escolares para que puedan enfrentar los retos y exigencias del mundo globalizado.  Debemos hacer algo distinto. De acuerdo al enfoque pedagógico de Freire, todo individuo aprende de su entorno; es decir, de los miembros de su familia, sus maestros, sus vecinos, su localidad. ¿Serán, entonces, las comunidades de aprendizaje una alternativa al enfoque tradicional de educación formal?  Estos grupos constituyen un modelo de formación,  abierto, participativo y flexible, que busca atender la necesidad  de todo individuo de desarrollarse humana, social y económicamente. Para que exista una comunidad de aprendizaje deben darse ciertas condiciones: situar al alumno en el centro del proceso de aprendizaje; formar grupos que trabajen de manera colaborativa, favoreciendo la participación activa e igualitaria de todos sus miembros; y dar a todos la oportunidad de tener acceso a la comunidad.

 

Para el desarrollo de comunidades de aprendizaje se deben propiciar cambios institucionales, impulsar modelos innovadores para que estas funcionen y poner a su disposición entornos virtuales de trabajo para  que los estudiantes puedan utilizar programas educativos diseñados de acuerdo al currículo nacional base e interactuar con miembros de otras comunidades. También es imprescindible contar con líderes autodidactas, capaces de comunicarse efectivamente con los demás miembros y de facilitarles conocimientos para que, con orientación y una motivación adecuada, lleven a cabo un trabajo en equipo que contribuya al aprendizaje de los escolares. El éxito de una modalidad como esta exige que se disponga de plataformas de formación en línea de calidad. Es aquí donde las instituciones privadas, que cuentan con más recursos, podrían coadyuvar al desarrollo de las instituciones públicas. Compartamos conocimientos, materiales y experiencias exitosas de nuestra práctica docente para lograr una educación de mejor calidad en todo el país. La unión hace la fuerza, sumemos esfuerzos y formemos comunidades de aprendizaje.

 

Roberto Moreno y Susanne Zúñiga de Alvarado (*)
(*) Estudiante, Maestría en Docencia Superior UVG